No hay refugio para el remordimiento

seven 31 agosto 2009 0

marlene favelaCon cuanta frecuencia la gente se encuentra un día, pensando en si fuera posible volver atrás las hojas del almanaque, quizá recortar el tiempo y borrar una palabra airada, quitar de la mente de alguien una falsa acusación, o quizá volver en el tiempo para intentar algo que por temor o por orgullo dejó de lado.    El remordimiento es un mal sentimiento, nadie que lo experimente siente consuelo alguno mientras no logra librarse de él.

Y a qué se debe el remordimiento?  en sí qué es esa palabra que suena y sabe mal? es nada más que la convicción de que hemos cometido un error, la conciencia ese algo que nos hace meditar a solas sobre nuestras decisiones, nos acusa de algo que hemos hecho ya sea en nuestro propio perjucio o el de alguien más.  Y cuando se llega a la convicción esa, de que hemos sido injustas, quizá mal agradecidas, egoistas, o lo que sea que luego nos lleva a sentirnos con remordimientos, no hay tranquilidad alguna para echarlo fuera, no hay como bien he titulado ésto, refugio a donde escapar.

Pero veámos bien el asunto, somos humanos y de humanos es errar, buena conseja que siempre nos habrán dicho.  Por tanto algunas veces, actuaremos en nuestro propio detrimento y en el de los demás, sin intención alguna, y eso de ninguna manera nos ahorrará sentirnos arrepentidos en algún momento por ello.  Ya nos debemos sentir satisfechos de sentirnos arrepentidas y culpables por algo, porque de no ser así, sin duda nunca nos percataremos de lo que hicimos mal y no corregiremos el daño, lo cual resultaría una tranquilidad para nuestra conciencia pero igual algo nada beneficioso para nosotras, al no tomar la certeza de que hemos sido o actuado en forma equivocada.

Y sino hay refugio para el remordimiento? a dónde vamos? qué hacemos? acaso no nos libraremos jamás?  No cabe duda en que habrán cosas y decisiones que nos lamentaremos por siempre, pero los errores son parte del crecimiento.  A menos que vayas por la vida irritando o tratando mal a todo mundo voluntariamente, cometiendo errores que te perjudican sistemáticamente, y llevándote la vida realmente mal, es posible, dejar atrás el remordimiento por algo que hemos hecho y ocuparnos en no cometer los yerros que nos llevaron a sentirnos en aquella manera.


  • Hay que pensar las cosas con detenimiento, algunas veces juzgamos y consideramos a la gente sin suficiente conocimiento, ser injusta es algo que puedes corregir, si lo has sido con alguien, excusate en la primera oportunidad, evitate sentirte arrepentida de acusar o prejuzgar, sencillamente no lo hagas! no opines de lo que no sabes! y dale, con cuidado claro! el beneficio de la duda a la gente antes de erigirte en su juez.

  • Cuando nos encolerizamos solemos decir hasta lo que no sentimos, ya nos encontraremos luego en la inquietud de querer retirar lo dicho, borrar el momento funesto en que llevadas por la ira o la desilusión o por cualquiera de esos sentimientos que nos llevan al límite, dijimos o hicimos cosas que no queremos ni recordar.  Respira profundo en medio de la ira, ya luego te arrepentirás tenlo por seguro de las cosas que se dicen cuando estás iracunda o decepcionada! respira! y cuenta! para no sentirte luego arrepentida y con remordimiento.

  • Y qué? como todas alguna vez dejaste pasar oportunidades, hoy te arrepientes quizá de no haber sido suficientemente generosa o quizá cariñosa en el pasado, ahora has madurado y te piensas que perdiste tiempo que debiste haber aprovechado, quizá tienes un sueño del que te arrepientes no haber intentado, y qué? todo parece tener solución en la vida, o al menos podemos intentar remediarlo…si sientes remordimientos de tus actitudes, trata de cambiarlas! tu puedes!  si te arrepientes del tiempo perdido, aprovecha el que tienes ahora! y si te falta ese sueño que te arrepientes de tener engavetado, como que va siendo hora de ir en pos de él.

Y si luego de todo, te sientes arrepentida, porque humana que eres, no habrá día en que no discutas sin querer con alguien, te dejes de hacer algo que esperaban de ti, desilusiones a alguien más, te enfrasques en querellas familiares, seas holgazana, o lo que sea que haces! piensa que…quizá sea más fácil cambiar, controlarse un poco, y ser o hacer esas cosas que luego te hacen sentir mal y lo mejor! luchar por no hacer aquellas que todas sabemos que nos llevarán al arrepentimiento! piensa ésto la próxima vez que estés en oportunidad de acarrearte noches de remordimiento y días de pesar!